Sedena investiga nexos de secretario de seguridad de Tabasco con  grupos de la delincuencia

Texto tomado de Aristegui Noticias

México.- En los correos hackeados por la organización Guacamaya revelan que la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena)  detecto  en 2019, que el secretario de seguridad de Tabasco, Hernán Bermúdez Requena tiene presuntos vínculos con grupos dedicados al huachicoleo.

En un documento enviado en noviembre del 2019, el mando policiaco apareció en un reporte de inteligencia militar por sus presuntos vínculos con un grupo delictivo que operaba en Villahermosa, la capital del estado.

En diciembre de ese mismo año, el entonces gobernador de Tabasco y hoy secretario de Gobernación, Adán Augusto López, lo ungió como el responsable de la seguridad publica del estado.

Los reportes lo vincularon una célula del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), a la banda “La Barredora” y a Benjamín Mollinedo Montiel “El Pantera”, líder del huachicoleo detenido en septiembre de 2021.

Al menos tres de los documentos fueron elaborados por el Centro de Regional de Fusión de Inteligencia (CERFI) Sureste, una de las áreas de inteligencia del gobierno, donde advierten a la superioridad de los presuntos vínculos.

Bermúdez Requena no ha sido el único mando que fue nombrado por Adán Augusto López y que aparece ligado al crimen organizado en los reportes militares, también son mencionados José del Carmen Castillo Ramírez, Comisionado de la Policía Estatal, y Leonardo Arturo Leyva Ávalos,  director general de la Policía Estatal.

El 12 de noviembre de 2019, la 30 Zona Militar elaboró un informe dirigido al Centro Fusión de Inteligencia que dice reportaba los nombres, cargos y teléfonos de elementos de la Fiscalía General de Tabasco que “posiblemente realizan actividades ilícitas” en Villahermosa y tenían “vínculos con Trinidad Alberto de la Cruz Miranda, alias ‘El Pelón de Playas’, líder de un grupo delictivo en citado municipio.

El primer funcionario en ser mencionado era el director de la Policía de Investigación, Hernán Bermúdez Requena. Además, se mencionaba a uno de sus asesores, un policía de investigación y un inspector de la zona centro.

Trinidad Alberto de la Cruz Miranda, quien es un expolicía estatal, fue detenido por la Guardia Nacional el 30 de diciembre de 2019 en una casa de seguridad al sur de Villahermosa. El hombre era investigado por delitos como extorsión, secuestro, robo de vehículos, homicidios y tráfico de drogas.

Cuando fue detenido, la Guardia Nacional lo trasladó a la 30 Zona Militar, la misma base dónde fue elaborado el reporte militar que lo vinculaba en actividades delictivas con el secretario de seguridad estatal.

El 25 de febrero de 2021, el Centro de Regional de Fusión de Inteligencia (CERFI) Sureste elaboró una tarjeta informativa dirigida a la “superioridad”, cuyo asunto decía:

Informar respecto a la posible cooptación y corrupción de autoridades de la Secretaría de Seguridad Pública Ciudadana de Tabasco, por la presunta negociación para la liberación de integrantes de la delincuencia organizada.

En ese reporte se menciona que Hernán Bermúdez Requena fue buscado por la gente de Benjamín Mollinedo Montiel, alias El Pantera, para que fungiera como intermediario en la liberación de su cuñado, Francisco Javier Martínez Hernández, alias Pelón, detenido el 23 de febrero ese mismo año.

El Pantera era investigado por actividades de huachicoleo, tráfico de armas y drogas, entre otros delitos.

Hernán es mencionado como “Comandante H”, quien pide a Pantera le envíe 500 mil pesos para liberar al Pelón y otros detenidos.

El informe concluye: “Por la información central que se obtuvo se infiere la existencia de la corrupción de funcionarios de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado de Tabasco al colaborar con la liberación de integrantes de la delincuencia organizada a cambio de un pago, lo que repercute en el combate al crimen organizado”.

En estas fechas, Adán Augusto López continuaba como gobernador de Tabasco.

En mayo de 2021, otro reporte elaborado por el Centro de Regional de Fusión de Inteligencia (CERFI) Sureste, vincula directamente a Bermúdez Requena con el grupo delictivo “Las Panteras”, que dirigía Benjamín Mollinedo Montiel “El Pantera”, quien fue detenido en septiembre de ese año por la Guardia Nacional por huachicoleo.

El documento de inteligencia señala que Las Panteras se dedicaban también a tráfico de drogas y armas, extorsión y halconeo. En una gráfica de informe, se dice de Bermúdez Requena:

Hernán Bermúdez Requena “Comandante H” Srio. SS y PC. Tabasco, autorizó que “Pantera” tomara el control de Huimanguillo y parte de Cárdenas, Tab.

En octubre de 2021, otro reporte del CERFI Sureste vincula a Bermúdez Requena con un sujeto identificado como “Fantasma”, quien es una célula del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) y es señalado, entre varias actividades delictivas, como responsable de tráfico de migrantes en la frontera sur de México.

A lo largo de este informe se le identifica como “Comandante H” y en un apartado se lee que es el “supuesto líder del CJNG en el estado de Tabasco” y estuvo encargado de designar a un hombre identificado como Juan, “JJ”, como el jefe regional “para el control de los municipios de Macuspana, Jalapa, Tacotalpa y Teapa”.

Además, el mismo reporte se señala que el “JJ” fue el responsable del “secuestro de 30 integrantes del grupo delictivo La Línea”, que era liderado por “Don Angel” en Macuspana, para lo que recibió apoyo del Comandante H. El evento ocurrió en octubre de 2021.

Se conoció que Juan (a) “JJ” fue el responsable de ejecutar dicho evento, con la participación de elementos de la Fiscalía (posiblemente del estado de Tabasco), Policía Estatal y Municipal a bordo de 45 camionetas, es posible que esta acción violenta la haya realizado con la finalidad de obtener el control total de la plaza de Macuspana y ampliar su zona de operación, siendo respaldado por el (a) “Comandante H”.

Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments